Juguito de naranjas matinal

Leía a la Ceci que viene su cumple y ya ha recibido su primer regalo de parte de su madre. Cuando la leí sonreí, porque pensé en la mía.

Como conté el otro día, esta en mi casa hasta mediados de enero. Ha venido a pasar las fiestas, su 80 cumpleaños y mi xx cumpleaños conmigo.
Yo ya hable de mi madre en este blog hace muchos meses. Me llevo muy bien con ella, aunque nos ha costado. De su parte dejar de ser tan “madre” y no tratarme como si fuera una cría, y a mi que no me moleste tanto que se meta en todo. Mis tres hermanos varones aun no han logrado ese equilibro en la relación con ella y siempre salen tarifando.

Es más, ahora que viene su 80 cumpleaños, que se dice pronto, yo le he regalado un viaje, ella eligió el destino “Roma”. Mis hermanos nada de nada, seguro un pañuelo le traerán. Es más, mi hermano “el francés” le dijo de ir a Paris, pero para llevar a su hijo pequeño a Eurodisney. Mi madre le mando a paseo y se volvió a Madrid.Dice ella “paseos con niños, basta”. Eso si, se ha encargado ella solita de hacérselos ver “tu hermana me ha regalado…” Yo cuando la escucho me siento orgullosa, porque al final soy la que menos tiene de todos y la que más le da, y no solo hablo de dinero.

El otro día me decía que quería colaborar conmigo en el viaje. Le he dicho que no, que ella me ha dado mucho que ahora me toca a mí, que menos.
Se que le hace muchísima ilusión conocer el Vaticano, ver la capilla Sextina, y Roma en si. Le pase la semana pasada la guía turística y se ha dedicado a leerla marcando con papelitos amarillos lo que quiere ver. Esta toda llena de indicaciones. Parece una niña con zapatos nuevos.
Yo pensé en lo del viaje porque se que ella no valora ya las cosas materiales, que le trae igual. Quería hacer algo con ella que lo recordara siempre, ahora que nos separa tanta distancia. Ella vive en Argentina normalmente.

Pensándolo bien, como no le voy a hacer el gusto, si se levanta todos los días a hacerme el café con leche y el juguito de naranjas a la misma hora que me levanto yo para ir a trabajar. Eso lo hace una madre nada más, os lo puedo asegurar.
Lo decían los poetas… Madre hay una sola.

7 comentarios en «Juguito de naranjas matinal»

  1. Chica, a mi el viaje a ROma me parece un REGALAZO. De verdad. Me parece super tierno… pero sobre todo, creo que realmente HAS PENSADO EN ELLA a la hora de regalarle, y la conoces bien para saber lo que puede apreciar.
    Los padres, a veces, tan cerca y tan desconocidos… :-).

    pd.- a tu propuesta de PM, tengo muchas ganicas. Estoy un poco con jet lag en vena y este finde de bodorrio, pero lo tenemos en cuenta ¿¿¿okis???

  2. anda hazme un favor, cuando estés en roma cena por mi una estupenda sopa de cebolla, que allí le tienen bien cogido el punto,

    besos (repártelos con tu mamá)

  3. Eso de levantarse a hacerte el desayuno con su zumo de naranja y todo es muy típoco de madres. Mis amigas no entienden que yo me levante temprano para hacérselo a mi hija antes de que entre al instituto, me dicen que la estoy mal acostumbrando que ya es grande. Y es que por muy grande que sea ella hasta yo misma que soy más grande que ella, no se va a hacer el zumo de naranja, eso solo te lo hace tu madre.

  4. Yo también tengo pendiente ir a Roma, lo mismo un año de estos me animo… pero claro, es tan barato el caribe y tan lleno de playitas… difícil competir con el arte y la cultura..

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *