Escribir el blog a veces es….

agotador.

No porque uno no tenga que decir, sino por tenerlo. La cabeza bulle cuando ve o lee una cosa, pensando “esto para el blog”.
El blog pasa a formar parte de tu vida diaria, y cumplir con él es agotador.
Se que no es una obligación, nadie me obliga a escribir diariamente, pero algún día antaño me la impuse yo a mi misma, y se ha hecho en una rutina.

Tengo un montón de cosas que contar. He aprendido a agudizar el ojo y ver en los detalles.
Pero no tengo ganas de contarlo. Bueno, no de contarlo, sino de tomarme el trabajo de contarlo. Me pregunto para que? A alguien le importa, salvo a mi, lo que me pasa o mi visión de la vida? Esto se ha convertido en un monologo continuo con mi persona.
Estoy un poco agotada.

Volveré, pero no se cuando.

Quizas cuando vuelva a darme cuenta porque empece el blog hace más de 3 años o si sinceramente alguien lee lo que escribo.
En fin.. como dijo no se quien “esto se acabó” aunque yo diré “hasta aqui llegamos por hoy”.

pd: che pedrinnn nos vamos de viaje??

En épocas de crisis lo mejor es…

el arte.

Eso decían en Argentina, no se muy bien porque pero siempre he pensado lo mismo. Cuando fue lo del corralito allí, proliferaron las obras de teatro, los conciertos y exposiciones. Como si la gente, ante la crisis material se dedicara a alimentar el alma, ya que otras cosas no se podría alimentar o casi.
Lo de alimentar el alma lo decía mi abuela R, sabia ella. “No solo hay que alimentar el cuerpo con comida, también el alma con amor y con arte

Bueno no se si decía, justo eso, pero mi madre siempre me lo dice cuando le cuento que voy a la opera o a ver una obra de teatro.
Yo lo aplico para el trabajo. Es más ayer se lo dije a una cliente que se quejo de que no la habíamos llamado para ir a medir un solado de una terraza que quería cambiar. Yo pensé, menuda gilipollez. Pero como eso no podía decirlo, quede como una reina diciéndole “es que estamos saturados de trabajo, ya sabes el dicho la gente tiene dinero para cambiarse de casa a una nueva, pues si tiene para reformar la que tiene para que parezca nueva.”.
Se sintió tan identificada que todo el enfado se convirtió en “vale, cuando puedas, lo entiendo, etc etc”.

Lo mismo le decia el otro día a mi amigo R el adoptado, cuando me queria convencer para justificarse de su inmovilidad laboral, que el sector del turismo está en crisis, a lo cual yo le contesté que no perdiera la perspectiva, que la gente cuando esta en crisis usa la máxima “a vivir que son dos días”. No supo que contestar.

A lo que iba.

Yo estoy en época de crisis laboral. Cosa que por unas semanas ni mencionaré más aquí. Pero la tengo. Así que haciendo caso a que en épocas de crisis lo mejor es alimentar el alma con cultura porque el amor en mi vida está missing (corramos un tupido velo), he sacado entradas para ver con mi amiga M, la francesita “El Rey Leal” con Alfredo Alcón en el teatro Valle inclan, con unas críticas impresionantes de buenas, y para ir al concierto con mi amiga P, la de Lola, de Mauricio Pollini, en el Teatro Real, concertista de piano que me encanta cuando toca las sonatas de Mozart, aunque esta vez va a tocar a Beethoven, Schumann y Schoenberg.

Aunque también tenia ganas de ver la opera, Orpheus und Eurydike también en el Real, pero como yo tengo un candidato/a para cada tipo de espectáculo, el de la opera, A el malagueño, es un amigo más vueltero él, que se lo tenia que preguntar a su chica, mi amiga A la castiza, que ya me llamaría. Seguro, conociéndolo cuando lo haga ya no habrá entradas. Bueno tampoco me quita el sueño. Mi amiga A la castiza, le parece perfecto que A el malagueño vaya conmigo a la opera, pues a ella no le gusta y a él le vuelve loco. Ella sabe que así no se lo pide a ella. Y a mi me viene bien ir con él, pues somos vecinos asi que la vuelta a casa a la noche no la hago sola, ya que vuelvo caminando por la cercania. En fin, a ver si cuando se lo pregunte llegamos a tiempo. Las entradas de sobrantes de abonos vuelan.

Asi que si hay crisis no se note. Que abril será cultural para luego termianlo en Paris. Uis, primavera en París. Pero eso para otro post…

pd: Che Pedrinnnn, te dejo un aperitivo de Pollini tocando el Nocturne no. 8 op. 27 no. 2 de Chopin. (Lo he cambiado hoy, porque este video es aun mejor que el otro)

Etiquetado:

Jode, si señor. Pero es lo que hay, lamentablemente para mi.

El miedo la mayoría de las veces hace que nos atenacemos a lo que tenemos, que no nos satisface nada y nos impide buscar otros rumbo, pero ahi nos quedamos anclados.
Esto es algo que llevo días pensando y me esta pasando a mi. Pero también hoy he estado con R, el adoptado, y esta igual.
Bueno posiblemente, él peor, pero es lo mismo. Cuando se ha ido me he estado dando cuenta que lo que le decía a él, era algo que me estaba diciendo a mi misma en voz alta.

Con el agravante en mi caso, que para colmo yo tengo decididas las cosas, pero la falta de contención o apoyo positivo del entorno inmediato, me esta frenando. No busco aprobación, si me equivoco me equivoco yo solita, pero a veces uno se ha tirado tantas veces a la piscina solo, que esta vez necesita que alguien se quede en el borde mirando a ver si uno se ahoga y si así fuera, tener la capacidad para tirarse a sacarlo de los pelos.

La semana pasada, cuando ya había tomado la decisión de irme del trabajo a fin de mes, con o sin jornada reducida, me da igual, ya no aguanto más. Intente reflexionarlo con la persona más allegada a mí en este momento, mi amiga A, la ultra. Con la cual, no aprenderé nunca que no se puede reflexionar de estas cosas, aunque siempre lo hago. Como buena ultra, o es muy conservadora, cosa ya yo no lo he sido nunca, o demasiado liberar, tirando para el otro lado.
Todos estos últimos años, le he pedido consejo. En realidad, no para que me los diera, sino para sentir contención ante las situaciones. Vivir solo a veces tiene ese inconveniente.

Un día deje de hacerlo, porque vi que tenía una posición demasiado protectora y conservadora hacia todo lo que yo proponía. No era objetiva o yo lo sentía así.
Pero, la falta de una persona que contenga a veces la situación, me ha hecho volver a preguntar a sabiendas que lo volvería a hacer. Y lo hizo, pero por distintos motivos.

Cuando la llame para contárselo, obtuve un silencio en el teléfono, de esos que se cortan con sierra y eléctrica, de los espesos que son. Cuando se lo dije, me salio con que yo estaba mal, que no estaba de acuerdo con lo que iba a hacer, que me estaba equivocando, y luego otro silencio.
Tengo que decir, dos cosas. Una, que ese tipo de silencio me ponen de muy mala leche, porque siento que la otra persona no sabe que decir, o esta haciendo otra cosa y no presta atención o lo que sea. Así que le dije otro día hablamos y corte. La segunda, que cuando le conté lo de la jornada reducida me felicitó de contenta que se puso, que estaba de acuerdo, que le parecía fantástico, que me tenia que ir de ahí, que me estaba enfermando, etc, etc. El planteamiento ahora solo había cambiado en que, me iba a ir antes de lo planeado, porque estaba segura que no conseguiría la jornada reducida.

El doble mensaje no lo soporto. O estas contenta con el cambio o no, pero decime siempre lo mismo. No me cambies el mensaje porque vos estés mal.
A los varios días, volvemos a hablar y no digo ni pío sobre lo que plantee en la llamada anterior, pero logro sacarle que llevaba enfadada toda la semana, con otra gente, porque habían suspendido un viaje sin contar con su opinión.

A mi se me hizo la luz, pues el día que se enfado fue el día que yo le conté lo que iba a hacer. Yo siempre tan oportuna, pensé.

El viernes nos vimos. En un momento, salio el tema de la primera llamada. Pero yo ya me he cerrado en banda. Empezó a hablarme como una asesora que es, pero no como una amiga que puede dar una visión objetiva. Ya no me sirve lo que me diga. Ni le puedo hacer caso. No puedo confiar en una persona que como estaba enfadada con otra gente, largo la mierda contra mí que no tenía nada que ver, y que no pudo ponerse en mi lugar.
Pero llevo toda la semana santa dándole vueltas al tema. Noto que, si aun no he dado el salto, es simplemente porque necesito contención y no la tengo.
Esto me esta afectando bastante.
Estoy decidida a pasar página, no estoy dispuesta a seguir enfermándome como lo estoy haciendo, pero cuando pueda resolver ese sentimiento de miedo que me está atenazando. Toda esta situación no me ha ayudado nada, porque me ha generado más inseguridad, y sobre todo pensar más en “no estaré equivocada?”
Como me jode, por Dios.

Pd. Che pedrin,,, felices pascuas. Te han regalado un huevo de pascua?? A mi, ni me han deseado felicidades.

Sabiduría popular

Siempre me ha parecido fantástica la imaginación popular para tener frases que esconden una gran verdad, y tomárselo con humor.
Aquí un detalle de las recibidas esta semana.. son unos graffitis ideales.. a pintar paredes ya…..


-Si usted todavía no encontró la persona ideal, diviértase con la que tenga a mano !!!

-Si un día la vida le da la espalda, ¡¡¡ tóquele el culo !!!”

-Los psiquiatras dicen que una de cada cuatro personas tiene alguna deficiencia mental, si usted está con tres amigos y no nota nada raro, entonces ¡¡¡ el pendejo es usted !!!

-Para lograr un objetivo es necesario soñar”, ¡¡¡ No pierda tiempo, mande todo a la mierda y vaya a dormir !!!

– “Si un día la persona que usted ama le es infiel, y usted está pensando en tirarse de una ventana, recuerde: ¡¡¡ Lo que le pusieron fueron cuernos, no alas !!!

-El sexo es como jugar al truco: si usted no tiene un buen compañero es mejor tener una buena mano”.

-Los países latinoamericanos son geométricos: tienen problemas angulares que se discuten en mesas redondas por un montón de bestias cuadradas ”

-Las mujeres son como las traducciones: las buenas no son fieles, y las fieles no son buenas.”

-Las mujeres perdidas son las más buscadas.

-Si un día usted siente un gran vacío… coma: es hambre ”

-Vive todos y cada uno de los días como si fuera el último de tu vida. Un día acertarás.

-Niños en el asiento delantero pueden causar accidentes. Accidentes en el asiento trasero pueden causar niños.

-Si no puedes ayudar, molesta. Lo importante es participar.

-Si crees que el mejor camino para llegar al corazón de un hombre es por el estómago, es mejor que sepas que estás apuntando muy alto

-Por mayor que sea el agujero donde caigas, sonríe. Todavía no hay tierra encima.

-Algunos jefes son como las nubes. Cuando desaparecen, el día se vuelve maravilloso.

-Si todo lo que es bueno y delicioso dura poco, yo ya debería estar muerto hace mucho tiempo…

pd: che pedrinnnn, creo que le voy a empezar a tocar el culo a la vida.. te apuntas???

La aplasta tetas

Yo tengo algo de fobia a los hospitales. Todo viene de cuando era pequeña, que estuve muy enferma, aunque ahora tengo una salud de hierro o casi, debido a que me inyectaron penicilina hasta casi los 22 años. Por esta razón, casi en más de 20 años no tuve ni una gripe.
Ahora ya no es lo mismo, pero igual mi salud es sólida.
La fobia viene de la cantidad de sangre, inyecciones, y pruebas con agujas que me hicieron por casi 10 años o más.
Para el que no lo sepa, la penicilina es uno de los mejores descubrimientos del siglo 20, pero cuando te la ponen se cristaliza en la aguja, por lo tanto duele como mil demonios. Si te ponen tres por día, te podes imaginar como te queda el cachete del culete. No te puedes sentar casi.

En fin, ese no era el tema de este post. A lo que iba.

De esa época me ha quedado la fobia a las pruebas médicas. Voy al medico, me manda prueba y hasta que encuentro tiempo para hacérmelas pueden pasar dos meses. No es que no tenga tiempo, es que no me apetece y dejó pasar el tiempo hasta que digo “venga ya, basta de boludeos”. Esto me ha pasado con la revisión ginecológica. Dos años de retraso.

Me manda lo normal, incluida una mamografía. Prueba que odio y que yo llamo “la aplasta tetas”, porque si tu eres chico, no se si sabes que te pillan la teta y te la aplastan con dos plásticos en una máquina. Cosa que duele un montón. Las chicas lo saben.
Primera cosa, he tardado mes y medio en encontrar un lugar donde me resultara cómodo hacérmela. Donde antes iba, ya no puedo pues he cambiado de seguro médico. Me piden la última. Anoche la buscaba, y veo que no me hago una desde el 2003. Eso es dejarlo pasar, pienso.

Estoy segura que si no supiera que fuera solo rutina, hubiera ido antes. Pero en fin. La encuentro, y hoy voy.
Me llama un chico. Menudo corte. Nunca me había pasado. Yo ya soy grandecita, pero más que algún escote mostrando las virtudes de mi par, no suelo mostrar, salvó a la pareja de turno. Como buena argentina, no muestro mis tetas en la playa. Nunca lo he hecho. Así que mostrar mis tetas a un desconocido que no me pone para echar un polvete, digamos que hace sentir algo incómoda. Pero bueno, uno es una señora y no esta para estas tonterías. Así que sacó pecho y las muestro.

Teniendo en cuenta que la prueba es molesta, dolorosa, y que mis atributos superiores son considerables, que soy de estatura más bien pequeña, poner a punto la bendita máquina ha sido un horror. Es más, en una la ha intentado hacer 6 veces. Yo pensaba, pobre teta mía, recibiendo radio en cada disparo. Pues la máquina saltaba. Sin saber porque, llama a la compañera. Y resultó ser que cada vez que saltaba no sacaba la placa por lo tanto no se terminaba de resetear del primer error dado por la máquina. Lo dicho, un suplicio. Seguiré odiando las mamografías.

Eso sí, el caballero, algo torpe y falto de inteligencia o conocimientos exhaustivos de su medio de trabajo pero muy delicado en su trato, posiblemente porque a él también le daba corte, aunque por distintas razones, en él posiblemente porque estaba quedando como un tonto. Es curioso, un tío haciendo eso.
Cuando terminas, tienes que quedarte fuera a ver si las placas salieron bien y no las tiene que repetir. Pues en ese momento llaman a la siguiente, pero en este caso las va a hacer una chica.
Yo me pregunto, porque a mi me toco el tío?

Muchos temas y ninguno

Hoy no fui a trabajar, simplemente porque no podía más. Anoche era tal el cansancio físico que tenia que no podía ni subir las escaleras. No tenia fuerza. Como me sentía ayer, me he sentido pocas veces en la vida. Estoy segura que si estuviera en nómina, y me hubiera ido al médico me hubiera dado la baja por estrés. No podía más.
Llame hoy a la verdulera, y simplemente le dije que no iba a ir, que no podía más. Así que me quede.

Ahora ya de noche, me siento un poco más recuperada sobre todo porque he dormido una siesta de órdago. Pero en fin. Creo que se mezclan muchas cosas, el cambio de tiempo, la astenia primaveral, el estrés del trabajo, y algo de bajoneo emocional. Así que hoy he empezado un plan de choque. No solo me quede en casa, y pienso boludear todo lo que pueda. Sino que me he comprado una caja de vitaminas de esas con muchos minerales, para plan de choque de un mes.

Así que tenia ganas de escribir de varios temas.

Quería hablar del premio Templeton, de 1 mill de euros, que le dieron a un sacerdote-teólogo-matemático, que con ecuaciones matemáticas, dice que ha demostrado la existencia de Dios. Impresionante, lo que no puedan hacer las matemática. Pero no. No lo voy a contar.

También se me ocurrió hablar de la nueva estupidez de Berlusconi que le dijo a una señora que se quejaba de su bajo sueldo, que se buscara un millonario y que se casara con él. Pero era tal la tontería de esas que le gustan a este gilipollas, que ni vale la pena. Tampoco lo haré.

Simplemente no haré nada más. Porque me siento tan cansada que me solo voy a a hacer “sofá”. Este fin de semana me dedicaré a mis aficiones, y quizás quien te dice que no me vaya a tirar unas bolas al campo de golf, que en semana santa tengo un jornada de golf, y hace mucho que no practico…

Ya veremos.

pd: che maaaa, nos comemos una pizza? tengo antojo.. no estaré embarazada no? jjjjjjj
si, si, del espíritu santo.

Doble moral

Nunca me voy a sorprender de la doble moral de la sociedad de EEUU. Entender como funcionan no es fácil para los que vivimos del otro lado del charco.
Siempre lo comento con mi nena que vive en LA, y a veces nos reímos, aunque ella dice “no hay quien los entienda”.

En fin.

No comprendo como por ej, el ex gobernador de New York, se puede gastar 85 mil dolares en putas, cuando de día es el paladin de la moral anti prostitución. Eso si que es doble moral.
Y la mujer en la foto cuando hace mea culpa??? que me dicen.
No se ustedes, pero si fuera yo ni me hubiera presentado a la pantomima. Que apoyo familiar y que tres cuartos, si les ha estado mintiendo por años.
Como dicen en mi pueblo, “no solo jodida sino cornuda”. Y ella mirándolo con una carita como diciendo, “te perdono”.
Estoy segura que el próximo paso será el divorcio y lo dejará en la calle y con la mitad de su fortuna. La ley americana la ampara. Eso si, en la intimidad.
Pero tal paripé de comprensión personal y social, me revuelve las tripas.

Aunque soy una convencida que esta doble moral se está exportando a Europa. Y sino vean la doble moral de los políticos españoles.
Pondré como ejemplo hoy a alguien que en este blog se sabe que no soporto, el señor Zaplana.
Donde se metió en toda la campaña?? missing. Y ahora dice que dejara su puesto en el partido para las nuevas generaciones, eso si, el acta de diputado no. Estará cobrando el sueldito de diputado por 4 añitos más sin hacer nada, solo asistir al hemiciclo.

Eso es moral y sobre todo ética.

Que decir de los de Izquierda Unida, a la tercera ven que tienen que renunciar porque sino terminaran desapareciendo. Pero eso si, no tiene culpa. Asumen su responsabilidad pero de sentirse culpables de su inaptitud, na de na.

Vale, vale, no quiero hablar de politica en este blog. Pero ese rasero de doble moral me tiene loca y me hierve la sangre.
Una cosa que nunca se me podra achacar es de eso a mi. Podre ser muchas cosas, como muchos piensan las cosas a veces no me van del todo bien porque soy muy buena.
Pero si tengo que decirle que “es un gilipollas”a alguien, se lo diria hasta Zaplana a la cara. De frente.

(Suspiro)

Pd: che maaa, queres algo de ternura?? mirá…

Etiquetado:

¿Quien tiene la culpa? nadie

Hoy quería esforzarme por escribir un post divertido, o simpático, pero no va a ser así. Demasiadas cosas raras y negativas al rededor. Que sumado a lo baja de moral que me encuentro, no suman dos.. 1+1. Las Duracell se me han acabado.
En fin.
Quizás todo venga del sábado noche, que fui a una cena de cumple, y si bien esto estuvo bien, había uno de los invitados, que ha pasado por una experiencia no muy allá con su padre con el alzheimer, y si bien ya esta algo solucionado, pues ha encontrado sitio en una residencia especializada para ello, y así su madre que esta sana, podría vivir más tranquilamente, no lo ha asimilado aun. Es tal lo que ha pasado hasta encontrar esta solución, que aun hoy en vez de ver el lado positivo que ha tenido la situación, si bien es una putada que tu padre tenga semejante enfermedad, destila tal negatividad, que terminó enfermándome.

Es más, en la misma mesa, estaba mi amiga A, la castiza, que ha pedido a su padre hace un año de otra de esas enfermedades puñeteras que deterioran a las personas que más queremos, y que uno ve ese deterioro causando mucho dolor. No se como no le dijo nada, y la escucho. Cuando le replicaba algo, la otra se debe haber empezado a dar cuenta de las barbaridades que decía, como si todos los que estábamos en la mesa fuéramos culpables de lo que le pasa a su padre como representantes de esta sociedad. Era como si ella fuera el culo del mundo y los demás la mierda. Era tal la vehemencia de como hablaba, que yo terminé agotada.
Aun hoy no me he repuesto del todo.

Comprendo lo que ha pasado. Quien no ha pasado o pasa por algo similar. Pero en fin. Algunos lo llevan con mayor dignidad quizás. El mundo no tiene la culpa, nadie la tiene.

Así que anduve buscando algo que diera un poco de luz a la oscuridad que se cierne desde el fin de semana sobre mi cabeza y mira por donde, mi amiga P, la de lola, me manda esta foto….


La primavera ya está aqui. Y me trae la luz que necesito en estos momentos. Así estaba el parque donde llevo a mis chicos a pasear. Una pasada.

Gracias P, la de lola.

Pd: che maaa, hemos regado anoche las plantas?

Etiquetado:

Seguimos celebrando que estamos vivos pero…

no olvidamos a los que no
Repitiendo post….

Celebrar que estamos vivos (sábado 10 de marzo de 2007)
Ya han pasado 4 años casi, y yo sigo emocionándome cuando leo sobre el 11-M.
No cuando escucho las reverendas idioteces de la conspiración, ni cuando veo a los hijos de p… detrás del cristal en el juicio por la tele, diciendo yo no fui, y me solidarizo. Malditos hijos de puta ellos y toda su prole. Pero escribir sobre eso se lo dejo a los que escriben blogs sobre esas cosas, cosa que yo nunca haré.

A lo que iba.

Me sigo emocionando.
Me sigo emocionando hasta no poder controlar las lágrimas cuando leo la historia contada por alguien que estuvo ahí y de cómo salio de todo ese día o los posteriores en el hospital.
Recuerdo que los días posteriores al 11-M el País, sacaba una par de páginas con los obituarios de los muertos. Media página para cada uno. Mostraba la foto y contaba algo de su vida.
Las leí todas, y siempre llorando. Era mi manera de hacer duelo por esa gente. Era algo que no podía controlar.
Yo por suerte no tuve a nadie cercano afectado por ese día, pero me daba lo mismo. Era como si en ese tren fueran alguien cercano a mí.

Yo he sobrevivido a un atentado.
Hace muchos años y en Argentina, en un lugar donde exploto una bomba en el momento de entrar nosotros. Era un cine. Nos salvó la distancia, estábamos al final, pero nuestros oídos, sobre todo el de mi hermano pequeño que iba conmigo, fue el más afectado, estuvo sordo 15 días. En ese atentado hubo dos muertos y muchos heridos. Pero podría haber sido peor. A mi más que un tremendo susto no me paso nada.
Pero me he dado cuenta que nunca lo he superado del todo. Cuando algún mal nacido sea quien sea pone una bomba (o mata a alguien con 5 tiros por el parabrisa (2008)) , siento que me la puso a mí. (o me los tiro a mi)
Por eso cuando hoy leía a una señora, que estaba embarazada de 7 meses y en el anden donde exploto la bomba de El Pozo, y que se salvó aunque con quemaduras. Hoy con su niña ya de casi 3 años en sus brazos y diciendo… “yo los 11-M festejo que estoy viva, no enciendo la tele, me voy con mi marido y mi niña a comer fuera, a pasear, a vivir”.
Aunque me he vuelto a emocionar, he tenido una sensación más positiva de otras veces, y he pensado… “pues yo también festejaré que estoy viva” y lo demás que se vayan a la mierda.


Recuerda que en el tren, en la T4, en Mondragón, ibamos o estabamos todos.

pd: che maaaa, como me jode este tema, aun hoy. (suspiro)

Etiquetado: