Empalagar con los diminutivos y chorizos

Estoy notando últimamente, que hay una tendencia a usar muchos diminutivos. No se muy bien porque. En especial lo he veo en los programas de cocina. Posiblemente porque para ser ways le ponen tantas cosas al plato, que para el condimento, que para la acidez, que para la textura, que para la … que todo es un poquito de..

Me enferma escucharlos.

No utilizan el lenguaje como gente adulta. Tanta cosa pequeña no es bueno. Es tal el nivel de mediocridad que veo y sobre todo escucho, que no me extraña que hablen tan mal.  Tengo la sensación que le hablan a la gente como si fuera tonta.

Lo mismo me pasa cuando escucho hablar de corrupción. Me empalaga la cantidad de inocentes, pero la pasta no esta. Nadie es culpable, yo no lo he hecho, yo no he sido, todos están equivocados y yo no… lo dicho como si la gente fuera tonta.

Pero señores, la gente no es tonta. Ni para unos, ni para otros. Lamentablemente, no lo son, aunque es más fácil abducirse viendo Sálvame, que no Salvados, y así asumir que nosotros les votamos, demostrando que somos no tontos, sino estúpidos.

Estúpidos porque somos capaces de pagar más de 300€ por una comida en un restaurante  solo  por estar de moda o tener varias estrellas Michelín. Y seguro nos quedamos con hambre.

Estúpidos, porque cuando vamos a votar siempre votamos por los mismos chorizos.

Eso si.  Por algún restaurante con estrella si me gustaría ir, aunque me traten de “tonta”, aunque sea una vez para ver que es.  Seria consciente de ello y me dejaría. Pero en la política no caben diminutivos. Aunque alguno se los quiera poner para minimizar el golpe del desfalco, llámese robo,  y de la tomadura de pelo que nos han hecho.

Empalagan todos y como…

Deja un comentario