Tiempos convulsos por todos lados

Ya llegados a noviembre, puedes empezar a reflexionar y sacar conclusiones sobre este año 2016. Y tengo que decir, que hasta ahora se ha cumplido con la norma de los bisiestos, este año es un año convulso. Si lees este blog, sabes que yo siempre digo que son años muy movidos, agitados, aunque al final son productivos. Pero hay que pasarlos.

Subidas, bajadas, peleas, inseguridad, controversia, líos, falta de comunicación, etc, etc, etc. Al final, se que todo se arreglará, y sonrientemente dire… “bienvenido 2017 al fin”. Pero por ahora, si estos dos meses casi que quedan siguen la línea de los otros 10, mi estrés acumulado puede que me pase factura.

Mi mes de octubre ha sido un caos, porque de repente todo se dio vuelta. Me surgió un tema, que ha cambiado lo que pensaba hacer. A veces los cambios no depende de uno, en este caso, sin entrar en muchos detalles, alguien me “obligo” a cambiar de metas, lugar y pautas a hacer en la vida. 

Siempre se dice, que los problemas si tienen solución, pues ponte a ello, sino… intenta llevarlos lo mejor posible, total no tienen solución.

Mi caso fue el primero, y me puse a ello. Por suerte, y gracias a Dios, las claves de la solución las tuve en unos días, aunque el trabajo que ha conllevado  ha sido agotador. Sobre todo el estrés de no saber dónde terminará este fuerte viento que se lleva todo.

Pero bueno, algunos dicen que soy valiente, yo que soy responsable con lo que debo hacer. Si algo tengo, es que suelo tener las cosas claras, y me guste o no las hago porque se que es lo que tengo que hacer.

[Tweet “Algunos dicen que soy valiente, yo, que soy responsable con lo que debo hacer”]

Así que me he arremangado y me he puesto con todo. El próximo martes 8 dejó atrás un sitio para irme a otro con lo que conlleva. Mudanza. Primero a un sitio, y luego al definitivo.

Todo este proceso de cambio, conlleva en su resultado final, desde el primer día al final, aproximadamente 5 meses.

5 meses de cambios extremos, que como saldo tengo que decir, que la limpia de cosas materiales, inmateriales y personas tóxicas será épica. 

Si España necesito 300 días para tener estabilidad o algo parecido, yo necesitaré la mitad. Algo es algo.

Aviso a los amigos= en el teléfono de siempre me pueden seguir ubicando.

Imagen via photography-now.com

 

Etiquetado: / /

3 comentarios en «Tiempos convulsos por todos lados»

  1. Cambio de sitio? No me dejes Marilú! Ay amiga cuanta intriga, debemos contactarnos, quiero saber más (por si estoy en el listado denlos “tóxicos” y luego no me entero que pasó contigo). Mientras tanto, éxitos en los cambios!

    1. jajajaja.. es un cambio de espacio.. me mudo de casa, dejo la Latina. No muy lejos, pero más para allá, ya te contaré cuando te vea.
      Y tu no estas en la lista de tóxicos.. jjjjj igual portate bien… por las .. jjjj
      tengo tu paquete a la vista para que no lo mezcle en la mudanza que va al guardamuebles…. sino estará preso varios meses.
      ya queda menos para vernos…
      bss

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *