La vacuna

Mucha expectativa se ha puesto en “la vacuna”, y eso es lo que perturba a mucha gente. Las prisas.

No soy anti vacunas, al contrario, pero ciertas actitudes o decisiones políticas hacen dudar a más del 60% de la población, como a mi, en si seria seguro vacunarse hasta no ver los efectos secundarios que pudiera tener. Va, que nadie quiere ser conejillo de indias, no? .

Y para colmo, se me ocurrió esta semana ver la que se considera una serie de culto en Inglaterra y donde la trama también es sobre una vacuna. La serie del año 2013, se llama “Utopía”.

Una serie, de dos temporadas, un poco gore, un poco punk, algo psicodélica con la estética general, pero que debo reconocer, te atrapa. La trama se sustenta sobre una vacuna que con engaños, quieren aplicar en la población mundial para que se queden infértiles y así reducir la población mundial de 7000 millones de habitantes a 500 millone y así tener recursos para alimentarlos, porque si el mundo sigue así, va a la extinción. Por sintetizarla.

Es una serie, es ficción, pero como soy muy reflexiva muchas veces, termine pensando. Primero, la idea conspirativa es creíble, porque lamentablemente la explicación y razonamiento de los personajes que llevan a cabo la conspiración, en muchos aspectos tiene lógica. Segundo, los métodos que utilizan para llevar a cabo esa conspiración, los tejes y manejes de las corporaciones o políticos son creíbles, porque como se dice siempre “la realidad supera la ficción”, lo vemos en la vida diaria o los percibimos a diario. Nos manejan como quieren, o lo intenta, metiendo miedo sobre todo.

He asociado las prisas por la vacuna actual, como panacea para volver a la normalidad perdida, con las prisas por hacer creer a la gente que la vacuna que quieren inocular en la trama de la serie, es segura.

Suspiro.

Lo que me faltaba a este horrible 2020, razonar una “conspiración ficticia” con la realidad actual.

Yo se que las vacunas anti covid, serán seguras, porque como dicen los expertos, lo será porque se han reducido los plazos por la cantidad de dinero que se ha invertido para hacerlo. Nunca antes la inversión ha sido tan grande. A más dinero, menos tiempos burocráticos. Bueno yo no soy una experta, pero puedo entender que tengan razón.

¿Me vacunaré? seguro, porque no quiero ni arriesgarme a pasar por el Covid. Con todo lo que he perdido por cuidarme, por no contagiarme. Pero lo haré cuando me toque, o esperaré escondida de la vida, a ver que pasa? Aún no lo he decidido. Y no ayuda nada perder el tiempo en ver series que te dejan reflexiva ante una posible conspiración.

Si alguien la quiere ver, digo a la serie Utopía, la recomiendo. En España estan las dos temporadas en Filmin, en inglés con subtítulos. Hay una remake en Amazon Prime, de una versión americana, que no he visto, pero que he leido que no van a hacer la segunda temporada, porque no cumplio con las espectativas. Y en el primer capítulo de la segunda temporada es donde te explican el inicio de la conspiración, el porqué y cómo la llevan a cabo, así que no creo que sin esa información, se entienda la trama.

Como nos comemos la cabeza por Dios. Nos sobrará el tiempo o es porque reflexionamos todo. Eso es otra cuestión, para otro post.

Imagen del cartel de la serie de Google.
Etiquetado: